Muy Importante: Al final del estudio usted puede leer todas las citas de la Biblia mencionadas en esta lección.

En el Evangelio según San Juan, capítulo 3, versículos 1 al 8 hay un diálogo muy interesante del Señor Jesucristo con un hombre llamado Nicodemo, "un principal entre los judíos".
En este diálogo hay una afirmación del Señor que suena extraña a nuestra lógica o a nuestras creencias religiosas tradicionales, y que debemos analizar cuidadosamente, porque tiene que ver con algo de vital importancia para todos: "El que no naciere de nuevo, no puede ver el reino de Dios".

Analicemos cuidadosamente esta declaración de Jesús:
1. Las palabras "el que" nos indican que incluye a todas las personas, y no sólo a Nicodemo con quien estaba conversando, o a las personas muy malas o pecadoras solamente.
Esto nos incluye a ti y a mí, no importa qué pensemos de nuestra condición espiritual.
2. El que no naciere de nuevo" establece que hay una condición necesaria e indispensable para todos por igual. Esta condición es el NUEVO NACIMIENTO.
Ante la pregunta de Nicodemo: "¿Cómo puede un hombre nacer siendo viejo?, Jesús le aclara que no se trata de nacer de nuevo físicamente, sino nacer "del agua y del Espíritu". Es decir, una experiencia espiritual.
3. Por último, la declaración completa "El que no naciere de nuevo no puede ver el reino de Dios", establece rotunda y claramente que no hay otra manera de entrar en el reino de Dios sino por medio del NUEVO NACIMIENTO.
Esta condición excluye toda otra forma de pretender entrar al reino de Dios, como las buenas intenciones, las buenas obras, las religiones, la cultura, el dinero, las filosofías, etc., que son los conceptos que por lo general tenemos de acuerdo con nuestros propios razonamientos.
Es interesante que Nicodemo era una autoridad religiosa de mucho prestigio, de una vida intachable según las normas morales y religiosas de su tiempo; ayunaba con regularidad, oraba, daba sus diezmos fielmente y conocía las Sagradas Escrituras. Sin embargo, Jesús lo incluye entre los que necesitaban el NUEVO NACIMIENTO PARA UNA VIDA NUEVA.
Pero veamos la enseñanza de la Palabra de Dios en cuanto al NUEVO NACIMIENTO, QUE RESULTA EN UNA VIDA NUEVA.

A. NECESIDAD DEL NUEVO NACIMIENTO
La Biblia nos revela que cuando Adán y Eva pecaron, no sólo se hicieron merecedores del castigo de Dios y fueron expulsados del Edén, sino que su misma naturaleza espiritual cambió. Desde entonces, esa naturaleza espiritual ha pasado de una generación a otra, y nosotros mismos la hemos heredado.
Romanos 5:12 dice: "Por tanto, así como el pecado entró en el mundo por un hombre, y por el pecado la muerte, así la muerte pasó a todos los hombres., por cuanto todos pecaron"

Anota qué dice Dios en los textos siguientes:
1. Jeremías 13:23; Romanos 7:18, 21-25. ¿Podemos cambiar nuestra naturaleza por nosotros mismos?
No.
2. Romanos 3:10-12. ¿Habrá alguna persona justa que no necesita nacer de nuevo?
No, todas las personas  necesitan nacer de nuevo del Espíritu Santo.
3. Romanos 3:23. Eclesiastés 7:20; Filipenses 3:9; Romanos 11:32 ¿Cuál era nuestra condición?
Por cuanto TODOS pecaron y están destituidos de la gloria de Dios…
4. Efesios 2:1-3; Gálatas 2:16; Santiago 2:10. ¿Cómo estábamos, y qué éramos antes de conocer a Cristo?
Muertos en delitos y pecados, siguiendo la corriente de este mundo, en nuestros propios deseos y haciendo nuestra voluntad y éramos por naturaleza hijos de ira (dignos del castigo de Dios) lo mismo que los demás.

El estado del hombre natural – sin vida espiritual y sin capacidad moral ni espiritual para responder al llamado de Dios – hizo que Él, en su misericordia y sabiduría, tomara la iniciativa en este aspecto. Sin la intervención regeneradora de Dios el hombre no tendría esperanza de salvación.
Es duro reconocer esto, pero la experiencia de cada uno de nosotros lo comprueba, cuando recordamos con cuánta facilidad nos inclinamos al mal, y lo difícil que es vivir una vida de santidad. Es nuestra experiencia desde la niñez, y se revela tristemente en la condición espiritual, moral y social de la humanidad de todos los tiempos.

Pregunta 1. ¿Cómo puedes tener VIDA ETERNA?
O a.Cumpliendo todo lo que las religión me manda a hacer
O b.Siendo buena persona con mi familia y amigos.
O c.Naciendo de nuevo.
O d.Por ser solidario y generoso.

Pregunta 2. Nicodemo fue una autoridad religiosa de mucho prestigio, de una vida intachable según las normas morales y religiosas de su tiempo; ayunaba con regularidad, oraba, daba sus diezmos fielmente y conocía las Sagradas Escrituras pero aún así estaba en peligro de ir al infierno. ¿Por qué?
O a. Porque había pecado la misma noche que lo vio a Jesús
O b. No creo que un hombre tan correcto estaba en peligro de ir al infierno. 
O c. Porque le faltaba Nacer de Nuevo según Juan 3, condición fundamental para entrar al cielo.

 

B. EN QUÉ CONSISTE EL NUEVO NACIMIENTO
Es la obra del Espíritu Santo, por medio de la Palabra de Dios, en que nuestra disposición moral y espiritual es renovada a la imagen de Cristo (Efesios 2:10).
Es un cambio profundo que Dios produce en nosotros al dar vida a nuestro espíritu por su Espíritu, haciéndonos susceptibles a su voz (Ezequiel 11:19).
Es comenzar una nueva vida, en que nuestros motivos, escala de valores, inclinaciones, metas y propósitos en la vida son cambiados por nuestra unión con Cristo por medio de la fe.

De modo que si alguno está en Cristo, nueva criatura es; las cosas viejas pasaron; he aquí todas son hechas nuevas. 2 Corintios 5:17.

Nadie puede nacer de nuevo sin escuchar la Palabra de Dios y sin la obra del Espíritu Santo. No se trata, pues, de obras o de voluntad humanas, sino del obrar sobrenatural de Dios.

"los cuales (los hijos de Dios) no son engendrados de sangre, ni de voluntad de carne, ni de voluntad de varón, sino de Dios" (Juan 1:13);

"Porque por gracia sois salvos por medio de la fe; y esto no de vosotros, pues es don de Dios; no por obras, para que nadie se gloríe" (Efesios 2:8-9).

Pregunta 3. ¿Es posible nacer de Nuevo sin la intervención sobrenatural de Dios?
O a. Si, es posible a través de las religiones. 
O b. No, no se trata de obras o de voluntad humanas, sino del obrar sobrenatural de Dios.
O c. Si, es posible si yo logro alcanzar equilibrio con el universo. 

Pregunta 4. Tener padres cristianos o nacer en una familia cristiana, ¿te hace un hijo de Dios?
O a. No, la salvación es algo Personal
O b. Si, la fe y las decisiones de ellos es tan bien vista por Dios que yo estoy salvado.
 

 

C. NUESTRA PARTE EN EL NUEVO NACIMIENTO
1. Reconocer nuestro pecado, y arrepentimos de él.
2. Creer que Jesucristo, el Hijo de Dios, murió en la cruz, por nuestros pecados; que resucitó, y que está a la diestra del Padre, en la gloria.
3. Apropiamos personalmente de su obra en la cruz, creyendo y aceptando que nuestros pecados han sido perdonados ya, porque Cristo pagó por todos ellos al morir en la cruz. "que si confesares con tu boca que Jesús es el Señor, y creyeres en tu corazón que Dios le levantó de los muertos, serás salvo" (Romanos 10:9).
4. Recibir a Cristo como único Señor y Salvador de nuestra vida, abriéndole nuestro corazón para que entre a morar allí por su Espíritu Santo.

"Mas a todos los que le recibieron, a los que creen en su nombre, les dio potestad de ser hechos hijos de Dios" (Juan 1:12).

Pregunta 5.  Según Juan 1:12 ¿Todas las personas son hijos de Dios?
O a. Si, todos los que de niño se bautizan son hijos de Dios.
O b. Si, todas las personas creadas son hijos de Dios sin importar que hagan.
O c.  No, Solo aquellos que reciben a Cristo y creen en su nombre lo son.

Pregunta 6. Lea nuevamente el punto C. ¿Cuál es el primer paso de nuestra parte para lograr Nacer de nuevo?
R___________  nuestro pecado, a_____________ de él.

D. LA PARTE DE DIOS EN EL NUEVO NACIMIENTO. Si nosotros hacemos lo que nos toca, entonces Dios:
1. Perdona todos nuestros pecados. (Hebreos 10:17; Colosenses 2:13; 3:13; 1 Juan 1:9).
2. Cambia la disposición de nuestro corazón. Antes, nuestra facultad para amar era dirigida egoístamente a nuestro yo. En el nuevo nacimiento esta dirección es cambiada, y es dirigida a Dios en primer lugar (Ezequiel 36:26-27).
3. Nos da percepción de las cosas espirituales, y capacidad para entablar una relación personal con Él (Efesios 1:18).
4. Somos adoptados como hijos suyos. (Juan 1:12). Antes éramos solamente sus criaturas, sin una relación filial con Él.
5. Nos hace participantes de su naturaleza. (2 Pedro 1:4). Es decir, Dios nos imparte de su misma vida por medio del Espíritu Santo, quien viene a morar en nosotros. Este tema lo ampliaremos más adelante.
6. Nos da vida eterna. (Juan 5:24; 10:27-29).
7. Nos da una VIDA NUEVA. (2 Corintios 5:17).

Pregunta 7 ¿Cuál de estos versículos NO habla de la parte de Dios en el nuevo nacimiento?
O a. Ezequiel 36:26-27
O b. Juan 5:24; 10:27-29
O c. Romanos 10:9

Pregunta 8 Complete la Siguiente frase: 
Si nosotros hacemos lo que nos  toca entonces Dios nos da la vida eterna y además nos da una V________  N_________ 

E. ¿SENTIMIENTOS O HECHOS?
Nuestra seguridad se basa en las promesas de la Palabra de Dios y no en nuestros sentimientos. El cristiano vive por fe (confianza) en la veracidad de Dios y en su Palabra como hechos concretos y permanentes, y no en la relatividad y la inestabilidad de nuestros sentimientos.
Una fe genuina producirá sentimientos o emociones de gozo, paz, amor y gratitud a Dios, etc. Pero nuestra salvación no depende de esos sentimientos, sino de nuestra fe en los hechos de la Palabra de Dios: que Cristo pagó por nuestros pecados en la cruz del Calvario muriendo en nuestro lugar. Por lo tanto, si hemos reconocido nuestro pecado, y hemos aceptado el pago que él hizo, y lo hemos reconocido como nuestro Salvador y Señor, ya no tenemos que pagar por ellos, sino que Dios ¡ya nos perdonó y nos dio vida eterna!

 

Pregunta 9. Su salvación no se basa en sus sentimientos, entonces… ¿En qué se basa?
O a. En nuestra fe en los hechos de la Palabra de Dios.
O b. En el progreso que tengamos en el camino de Dios
O c. En no faltar a la Iglesia ningún Domingo.

Pregunta 10 Cuando eres Salvo: ¿Cuál es en el orden correcto de los 3 elementos principales  que intervienen en tu fe?
O a. Reconocer tu pecado. Aceptar el pago que Cristo hizo. Recibir a Jesús como tu Salvador, Señor y Rey.
O b. Reconocer tu pecado. Hacer muchas obras buenas para compensar las malas. Ir a la Iglesia.  
O c. Ir todos los Domingos a la iglesia sin faltar un día. Hacer todos los rituales de la Iglesia. Recibir una oración de un Ministro antes de morir.  

LEE Y ESTUDIA LOS SIGUIENTES VERSÍCULOS.
Los que reciben a Cristo son hijos de Dios
"Mas a todos los que le recibieron, a los que creen en su nombre, les dio potestad de
Ser hechos hijos de Dios
." Juan 1:12

Uno de los principales versículos acerca de la Salvación

"Porque de tal manera amó Dios al mundo, que ha dado a su Hijo unigénito, para que todo aquel que en él cree, no se pierda, mas tenga vida eterna." Juan 3:16

Sepa que el que haga volver al pecador del error de su camino, salvará de muerte un alma, y cubrirá multitud de pecados. Santiago 5:20
Respondió Jesús y le dijo: De cierto, de cierto te digo, que el que no naciere de nuevo, no puede ver el reino de Dios. Juan 3:3
Respondió Jesús: De cierto, de cierto te digo, que el que no naciere de agua y del Espíritu, no puede entrar en el reino de Dios. Juan 3:5
No te maravilles de que te dije: Os es necesario nacer de nuevo. Juan 3:7

Es imposible hacer el bien de todo corazón SIN nacer de nuevo
Así también, ¿podréis vosotros hacer bien, estando habituados a hacer mal? Jeremías 13:23

Nadie es Bueno 
Ciertamente no hay hombre justo en la tierra, que haga el bien y nunca peque. Eclesiastés 7:20
Y yo sé que en mí, esto es, en mi carne, no mora el bien; porque el querer el bien está en mí, pero no el hacerlo. Romanos 7:18
Así que, queriendo yo hacer el bien, hallo esta ley: que el mal está en mí. Porque según el hombre interior, me deleito en la ley de Dios; pero veo otra ley en mis miembros, que se rebela contra la ley de mi mente, y que me lleva cautivo a la ley del pecado que está en mis miembros. ¡Miserable de mí! ¿quién me librará de este cuerpo de muerte? Gracias doy a Dios, por Jesucristo Señor nuestro. Así que, yo mismo con la mente sirvo a la ley de Dios, mas con la carne a la ley del pecado. Romanos 7:21-25
Como está escrito:
No hay justo, ni aun uno.
No hay quien entienda,
No hay quien busque a Dios.

Todos se desviaron, a una se hicieron inútiles;
No hay quien haga lo bueno, no hay ni siquiera uno. Romanos 3:10-12

Por cuanto todos pecaron, y están destituidos de la gloria de Dios, Romanos 3:23
y ser hallado en él, no teniendo mi propia justicia, que es por la ley, sino la que es por la fe de Cristo, la justicia que es de Dios por la fe. Filipenses 3:9

Cuando estábamos muertos Dios nos dio vida
Porque Dios sujetó a todos en desobediencia, para tener misericordia de todos. Romanos 11:32
Y él os dio vida a vosotros, cuando estabais muertos en vuestros delitos y pecados, en los cuales anduvisteis en otro tiempo, siguiendo la corriente de este mundo, conforme al príncipe de la potestad del aire, el espíritu que ahora opera en los hijos de desobediencia, entre los cuales también todos nosotros vivimos en otro tiempo en los deseos de nuestra carne, haciendo la voluntad de la carne y de los pensamientos, y éramos por naturaleza hijos de ira, lo mismo que los demás. Efesios 2:1-3

Nadie puede ganarse el cielo con acciones (por obras)
Sabiendo que el hombre no es justificado por las obras de la ley, sino por la fe de Jesucristo, nosotros también hemos creído en Jesucristo, para ser justificados por la fe de Cristo y no por las obras de la ley, por cuanto por las obras de la ley nadie será justificado. Gálatas 2:16
Porque cualquiera que guardare toda la ley, pero ofendiere en un punto, se hace culpable de todos. Santiago 2:10

Fuimos salvados para hacer buenas obras, estas obras ya Dios las tenía preparadas de antemano
Porque somos hechura suya, creados en Cristo Jesús para buenas obras, las cuales Dios preparó de antemano para que anduviésemos en ellas. Efesios 2:10

Dios nos regenera por dentro dándonos un nuevo corazón. La obra la hace Él.
Y les daré un corazón, y un espíritu nuevo pondré dentro de ellos; y quitaré el corazón de piedra de en medio de su carne, y les daré un corazón de carne, Ezequiel 11:19
Y nunca más me acordaré de sus pecados y transgresiones. Hebreos 10:17
Y a vosotros, estando muertos en pecados y en la incircuncisión de vuestra carne, os dio vida juntamente con él, perdonándoos todos los pecados, Colosenses 2:13

Os daré corazón nuevo, y pondré espíritu nuevo dentro de vosotros; y quitaré de vuestra carne el corazón de piedra, y os daré un corazón de carne. Y pondré dentro de vosotros mi Espíritu, y haré que andéis en mis estatutos, y guardéis mis preceptos, y los pongáis por obra. Ezequiel 36:26-27
alumbrando los ojos de vuestro entendimiento, para que sepáis cuál es la esperanza a que él os ha llamado, y cuáles las riquezas de la gloria de su herencia en los santos, Efesios 1:18

Más a todos los que le recibieron, a los que creen en su nombre, les dio potestad de ser hechos hijos de Dios; Juan 1:12
por medio de las cuales nos ha dado preciosas y grandísimas promesas, para que por ellas llegaseis a ser participantes de la naturaleza divina.
2 Pedro 1:4

Debemos soportarnos y perdonarnos unos a otros
soportándoos unos a otros, y perdonándoos unos a otros si alguno tuviere queja contra otro. De la manera que Cristo os perdonó, así también hacedlo vosotros. Colosenses 3:13

Cristo no solo puede perdonarte, sino también limpiarte la maldad en si.
Si confesamos nuestros pecados, (a Dios) él es fiel y justo para perdonar nuestros pecados, y limpiarnos de toda maldad. 1 Juan 1:9

Si entregaste tu vida a Cristo ya no hay mas condenación
De cierto, de cierto os digo: El que oye mi palabra, y cree al que me envió, tiene vida eterna; y no vendrá a condenación, mas ha pasado de muerte a vida. Juan 5:24
Mis ovejas oyen mi voz, y yo las conozco, y me siguen, y yo les doy vida eterna; y no perecerán jamás, ni nadie las arrebatará de mi mano. Mi Padre que me las dio, es mayor que todos, y nadie las puede arrebatar de la mano de mi Padre. Juan 10:27-29
De modo que si alguno está en Cristo, nueva criatura es; las cosas viejas pasaron; he aquí todas son hechas nuevas.

Si nunca has nacido de nuevo del Espíritu Santo ni has recibido a Jesús en tu vida puedes hacer esta oración de todo corazón.
2 Corintios 5:17

ORACIÓN:
Querido Jesús en este momento tomo las decisiones de seguirte, arrepentirme de todos mis pecados y te recibo en mi corazón como mi Salvador, Señor y Rey.
Gracias por salvarme, darme vida eterna y hacerme tu hijo.
Gracias por tu perdón, porque me has dado tu Espíritu Santo y ahora tu vives en mí.
Muchas gracias. Amén,

 

 

RESPUESTAS para verificación:
1.c; 2.c; 3.b; 4. a; 5.c; 6. Reconocer, apartarme; 7.c; 8.vida nueva; 9. a; 10.a.

¿Que desea hacer ahora?

Ir a la lección Nº 12 >>

Ir arriba al principio de esta lección

Ir al índice de las 100 lecciones

Print Friendly, PDF & Email
Clic acá para calificar este articulo
[Total: 1 Average: 5]
Translate »